jueves, 20 de agosto de 2009

DIFERENCIAS

Como todas las mañanas, salió de casa para ir a trabajar. Se despidió de su mujer y de su hijo, de tres años. Se metió en el coche. Segundos después, Carol escuchó un terrible estruendo. Se asomó a la ventana: el coche había estallado en miles de pedazos de hierro y estaba ardiendo. Cómo le explicaba al niño que a su padre le había matado una banda terrorista, en nombre de la libertad y la independencia de un pueblo, porque él no compartía las mismas ideas que la organización. 

No hay comentarios: